dimecres, 22 d’agost de 2012

UN 23 DE MARZO DEL AÑO 1980 DIO INICIO EN NICARAGUA LA GRAN CRUZADA NACIONAL DE ALFABETIZACION (CNA). La Asociación de Educación Popular Carlos Fonseca Amador, AEPCFA, celebra con trabajo diario, felicidad, sudor y lagrimas el XXXII aniversario de la CNA.


Por: Francisco Abner Pineda

CNA, la mayor hazaña llevada a cabo por todo un pueblo unido!

Un 23 de marzo del año 1980 dio inicio en Nicaragua la gran CRUZADA NACIONAL DE ALFABETIZACION (CNA), la mayor y mejor hazaña llevada a cabo por todo un pueblo unido, esta fecha es inolvidable para los nicaragüenses y para los pueblos del mundo, esta fecha está grabada en nuestra historia popular con amor, con humanismo, con voluntad, con solidaridad, con alma, con alegría, con tristeza, con dulzura, con hermandad, con trabajo, con felicidad, con sudor, con lágrimas, con sangre, con verdadera confianza en el futuro. Igualmente está grabada en nuestra Historia y en los Archivos de la UNESCO.
Todo comenzó con una frase célebre del Comandante en Jefe de la Revolución Popular Sandinista Carlos Fonseca Amador” Y también enséñenles a leer”.

La lucha guerrillera culminó su misión un glorioso 19 de julio de 1979 con el derrocamiento de la Dictadura Militar Somocista; a lo inmediato procedimos a la planificación participativa de esta proeza educativa (CNA) y nos dispusimos a cumplir esa  tarea de gigantes, el pueblo adulto y joven, mujeres y hombres, unidos en un solo puño, marchamos con disposición inquebrantable a las montañas, a los pueblos, a las ciudades, con el único deseo de formar parte de ese Ejército Popular de Alfabetización, un ejército nuevo, armado hasta los dientes de cuadernos, lápices, cartillas, con un nuevo uniforme, un pantalón azul, una cotona gris, una escarapela en el pecho, una mochila llena de esperanzas y un corazón palpitante dispuesto a dar fin al peor enemigo de la humanidad, “la Ignorancia”. Lo más impresionante de esta acción es que todos (as) los (as) que participamos lo hicimos por voluntad propia, aún sabiendo que en esta tarea podíamos perder hasta nuestra propia vida.  
No quiero echar a perder este escrito narrando todos los esfuerzos que realizaron los Enemigos de la Humanidad para que no lográramos nuestros objetivos, se quedaron con la ganas de hacernos fracasar (el que se sienta aludido a leer este trozo que por lo menos se le ponga la cara roja de vergüenza), porque ante esta tarea Gigante, el Pueblo Nica en unidad con la Solidaridad Internacional nos convertimos en un Gigante Mayor y aunque hubo compañeros golpeados, secuestrados, muertos, compañeros y compañeras enfermos, cumplimos con la misión.

Bajamos el Analfabetismo a un 12.9%, la gente de la ciudad nos hermanamos, nos juntamos con la gente del campo, cambiamos el concepto de humanismo en nuestros corazones y en nuestros cerebros, enseñamos a leer y escribir, aprendimos a cultivar la tierra, aprendimos a conocer la verdadera pobreza, aprendimos a compartir lo poco que teníamos, aprendimos a ser más humildes pero más fuertes, extrañamos a nuestros padres y aprendimos a quererlos más por habernos dado la oportunidad de participar en esta gloriosa acción verdaderamente humana, descubrimos nuestro otro yo porque nos dimos cuenta de todo lo que somos capaces cuando nos proponemos hacer cosas importantes en beneficio de los demás y de nosotros mismos, aprendimos a querer a otras personas sencillas como si fueran nuestra propia familia, ya habíamos conseguido otro padre, otra madre, otros hermanos, otros tíos, aprendimos a querer a los animales, aprendimos a querer a la naturaleza, aprendimos a hablar mejor, a pensar mejor, aprendimos a ser más disciplinados y a ser más responsables, se nos desarrolló un gran entusiasmo y un gran interés por continuar durante toda nuestra vida ayudando en el desarrollo de nuestro país, nos pusimos a la orden para próximas tareas. “Sí, a nuestros hermanos les enseñamos a leer y escribir, pero si leemos de nuevo este párrafo nos damos cuenta que fue más lo que aprendimos que lo que enseñamos.”
La Cruzada Nacional de Alfabetización (CNA) ha sido la acción capaz de mover a todo un pueblo, bajo un concepto de voluntariado con alma y corazón, 115,000 jóvenes y adultos participamos como brigadistas, como técnicos, conductores, planificadores, coordinadores, personas que elaboraban alimentos, personal médico, personal de seguridad, personal de retaguardia, todos éramos útiles. Regresamos a nuestros hogares el 23 de agosto de ese mismo año 1980, unos llorando, otros riendo, era una combinación de sentimientos, algunos traían gallinas, ardillas, cerdos, frutas y  centenares de regalos que nos hicieron nuestras nuevas familias.} 
32 AÑOS DESPUES, 21 DE MARZO DEL 2012: C O N  T O D O S  Y  P O R  E L  B I E N  D E T O D O S.
Este 21 de marzo del presente año 2012, a las 4:00 de la tarde, nos convocó la Asociación de Educación Popular Carlos Fonseca Amador (AEPCFA) para que en la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI), junto a representantes de las Universidad Nacional Autónoma de Managua y de León, con la presencia de los Rectores de las tres Universidades, nos dispusiéramos a dar la bienvenida a ALUMNOS de la UNI que venían viajando desde de Kukrahill donde habían estado ALFABETIZANDO a iletrados de este municipio del Caribe Sur bajo lluvia, bajo el sol, sobre lodo, pero con mucha disposición.
Quiero compartir con ustedes la EMOCION que estaba escondida en mi cerebro desde hace muchos años, llegaron a la UNI las Camionetas Doble Cabina, tres, cuatro, cinco, … al final no se cuántas camionetas llenas de lodo, llenas de jóvenes estudiantes de la UNI que venían de Enseñar a Leer y Escribir en las montañas de Kukrahill, jóvenes llenos de vida, llenos de esperanzas, sus ojos brillaban con un fulgor que nos indicaba que venían muy satisfechos por haber realizado su trabajo, llenos de felicidad, con sudor y lágrimas en sus rostros; en la bienvenida se lanzaban morteros al aire, se escucharon aplausos cerrados dedicados a los nuevos brigadistas de la alfabetización, habían saludos y abrazos sin cesar, ellos y ellas venían con su ropa sucia, con botas de hule hasta la rodilla, con su machete o su cuchillo al cinto, con su mochila llena de frutas y verduras (peras, malangas, yuca, cocos y otros), venían con su pecho ensanchado por la emoción del deber cumplido y emocionados por el encuentro con su padre, madre y hermanos de Managua después de muchos días sin verlos, repito esto fue hoy 21 de marzo del año 2012.
Lo que más quiero compartir con ustedes es que había en el ambiente algo raro, algo muy difícil de describir con palabras porque los sentimientos de cada humano son muy difíciles de plasmarlos en un una hoja de papel como esta, pero bueno, el hombre fuerte de la Alfabetización en Nicaragua Orlando Pineda Flores estaba con los pelos de punta y super emocionado cuando se vio reflejado en estos jóvenes que estaban entrando del Atlático Sur, sus ojos estaban llorosos, todos los invitados que hemos laborado en la alfabetización de nuestro pueblo durante esos 32 años estábamos trasladados a cada momento del pasado;  los jóvenes pasaban por en medio de las dos filas de gente que espontáneamente habíamos formado y a pesar de que traían sus ropas totalmente sucias, ellos y ellas no se sentían sucios porque traían el ALMA y la CONCIENCIA LIMPIAS; venían cargando sacos con cosas que la gente les había regalado para que las trajeran a sus familiares de Managua, pero no sentían el peso de esa carga, porque ahora traen una nueva carga sobre sus hombros y dispuestos a trabajar para alivianar la carga de la pobreza, de la ignorancia y de la injusticia.
Daba la impresión que sus ojos nos miraban a nosotros, pero realmente venían viendo a la gente de sus comunidades y querían trasmitirnos sin palabras todo el cambio interno que han sufrido, ya no son los mismos jóvenes, ahora han regresado solidarios, hermanables, más revolucionarios; estaban contentos de haber regresado sanos y salvos, pero estaban tristes por haberse venido dejando a sus nuevas familias y varios de ellos  se acercaron a los compañeros de la AEPCFA para decirles casi llorando que cuenten con ellos(as) para nuevos viajes a continuar la tarea de la Educación en Kukra Hill, ya entraron al Ejército de los Enamorados del futuro luminoso, ya son parte de los BRIGADISTAS con ALMA, CORAZON y VOLUNTARIEDAD; pero además venían cargando animalitos que les regalaron, una jovencita traía un viejo y flaco perro que no tenía dueño con el objetivo darle alimento y cariño aquí en su casa junto a su familia de la ciudad, otro traía una ardilla sobre su cabeza, dos traían loras sobre sus hombros, otro traía gallinas, otros traían patos, traían todo los regalos que nuestros hermanos de la Costa Caribe Sur les pudieron dar, todos los que trajeron animales entraron con ellos al Auditorio de la UNI donde hay aire acondicionado, muy buenas y bonitas sillas para sentarse, alfombras muy limpias sobre todo el piso, un lugar muy aseado, pero, un Brigadista   traía dos cerditos como de dos meses de nacidos amarrados con unos mecates, desde la calle frente a la UNI con ayuda de otro compañero Brigadista llevaron a los dos cerditos chillando hasta el Auditorio de la UNI, todos los animalitos fueron objeto de múltiples fotografías y tomas de video, pero los cerditos captaron la atención de las cámaras y de toda la gente, causaron mucho revuelo principalmente entre la gente que a lo mejor nunca ha tenido cerca a un cerdo, se sorprendían mucho y reían de manera un poco nerviosa al saber que en el AUDITORIO SALOMON DA LA SELVA DE LA UNI ESTABAN POR PRIMERA VEZ DOS CERDITOS EN VIVO Y A TODO COLOR, algunas personas querían pasar a sentarse a la parte de arriba y cuando miraban a los dos cerditos hacían una pequeña vuelta para no acercarse mucho a ellos. Uno de los cerditos fue mal educado y como él no sabía  que estaba en este bonito Auditorio sacó por el traserito lo poquito que se había comido imponiendo su marca y el característico mal olor de la caca de cerdo en medio de este Auditorio lleno de brigadistas, rectores, decanos, personalidades de instituciones, periodistas, profesores, padres de familia, otros familiares, miembros de la AEPCFA, todo el que se acercaba a la caquita del cerdito pegaba un salto enorme para no ensuciar sus limpios zapatos, la gente le ponía botellas plásticas vacías como frontera a la caquita, yo les gritaba a los que tenían cámaras “tómenle fotos al cerdito inocente que no sabe que esas cosas no se deben hacer en el Auditorio Salomón de la Selva”, “tómenle fotos para que quede constancia de lo que hoy ha sucedido en el Auditorio Salomón de la Selva”.
 Sin darme cuenta, en un abrir y cerrar de ojos, alguno de los brigadistas sacó su camisa sucia de repuesto, con ella tomó la caca del cerdito y la guardó en el fondo de su mochila para mientras llegaba a su casa y botarla o utilizarla para abono orgánico, la caca desapareció, al final una compañera que trabaja en la UNI y que sí conoce del campo y de cerditos se dispuso a ayudar a llevar al inocente cerdito para que lo cuidara por un buen rato uno de los Vigilantes de la UNI, incluso este Vigilante (CPF) estaba sorprendido porque nunca le había tocado cuidar un cerdo dentro de la Universidad de Ingeniería, mientras en el Auditorio se desarrollaba un Acto Maravilloso de Celebración del 32 Aniversario de la Cruzada Nacional de Alfabetización (CNA), se daba la bienvenida a los Brigadistas de la UNI que venían llegando de Alfabetizar en Kukrahill, se entregaban estímulos a Brigadistas, se entregaban certificados a colaboradores de la Alfabetización y se entregaba un estímulo especial a la Universidad Nacional del departamento de León (UNAN) en conmemoración de sus 200 años de servicio en el marco del 32 aniversario de la CNA.
Una jovencita de la UNI y un jovencito de la UNAN leyeron sendos partes (informes), con la sorpresa que las palabras medulares de estos informes decían en esencia lo mismo que dijeron los partes que leímos nosotros el 23 de agosto de 1980, dicen en su informe que han cambiado mucho en sus formas de pensar y actuar, que están dispuestos a regresar a trabajar a los rincones más difíciles del país, que ahora se sienten personas más dispuestas a trabajar a favor de los demás, que aprendieron a conocer la verdadera pobreza y que a pesar de haber enseñado a leer y escribir están seguros que es más lo que aprendieron de sus nuevos familiares del campo que lo poco que lograron enseñar.
Una vez más la Asociación de Educación Popular Carlos Fonseca Amador (AEPCFA) celebra de manera ininterrumpida, hoy 21 de marzo, 32 Años de la CNA, con Trabajo diario, con Felicidad, con Sudor y Lágrimas y con el compromiso de seguir luchando en cualquier circunstancia, durante toda nuestra vida para que este pueblo un día no lejano sea totalmente alfabetizado, capacitado y formado para que encuentre su liberación definitiva, este es un compromiso ante la Patria de Sandino, ante los Héroes y Mártires de Nicaragua, ante el mandato y el imponente ejemplo del Comandante Carlos Fonseca Amador y ante nuestro Frente Sandinista de Liberación Nacional(FSLN). 
Un gran abrazo solidario y nuestro reconocimiento eterno a las Madres de los Héroes y Mártires de la Alfabetización y a todos sus familiares, con el valioso aporte de todos estos compañeros y compañeras hemos podido avanzar mucho más “Hacia el Sol de la Libertad” en nuestra amada Nicaragua.
Gracias a todas y todos los compañeros de la Solidaridad Internacional que han venido a Nicaragua durante todos estos años a entregar sus esfuerzos y a humedecer nuestra tierra con sus gotas de sudor recorriendo y trabajando con nuestros campesinos en las agrestes montañas de este pequeño país.
Eternamente gracias a los humildes y entregados compañeros y compañeras de AEPCFA que no han descansado ni un solo día en la tarea de la Alfabetización.
Honor y Gloria al Comandante en Jefe de la Revolución Carlos Fonseca Amador.

Managua, 21 de marzo del año 2012.